¿Qué hacer para poder mejorar?

  • Tomarse los medicamentos como fueron recetados: Seguramente será un tratamiento con analgésicos o antiinflamatorios clásicos o bien incorporar medicamentos moduladores del dolor: antidepresivos y anticonvulsionantes principalmente. El objetivo es mejorar el sueño, la fatiga, la depresión, los espasmos musculares y el dolor. En los casos más graves, pueden combinarse varios de estos fármacos, bajo prescripción médica.
  • Practicar buenas rutinas para dormir con el fin de mejorar la calidad del sueño.
  • Hacer ejercicio: Los expertos recomiendan realizar ejercicio físico aeróbico de forma progresiva, gradual y constante (nadar, caminar…).
  • Dieta equilibrada: Dieta mediterránea
  • Evitar la cafeína.
  • Dejar el estrés de lado
  • Probar con tratamientos de acupresión y acupuntura.
  • El médico puede remitirlo a una clínica del dolor si la afección es grave.

Terapias psicológicas:
Este aspecto del tratamiento es fundamental para enseñar al paciente a afrontar de forma correcta la fibromialgia.
Las terapias psicológicas suelen mejorar algunos síntomas como:

  • El dolor
  • La depresión
  • La autonomía
  • La calidad de vida del paciente.

Y también ayuda a:

  • Manejar pensamientos negativos.
  • Llevar un diario de su dolor y síntomas
  • Reconocer qué empeora los síntomas.
  • Buscar actividades agradables.
  • Establecer límites.
  • Establecer contacto con grupos de apoyo o asociaciones de fibromialgia también pueden ser muy útiles.

Otro tipo de terapias: Disciplinas de la salud que ofrece una alternativa terapéutica no farmacológica para diagnosticar, prevenir y tratar síntomas de múltiples dolencias, tanto agudas como crónicas, por medio del ejercicio terapéutico, calor, frío, luz, agua o técnicas manuales entre ellas la electricidad.

  • Masaje: Útil para calmar y aumentar la circulación de la sangre a los músculos tensos y dolorosos.
  • Alivio miofascial: Manipulación muy suave de masaje diseñado para aliviar las restricciones y la estrechez de los tejidos conectivos. Cuando se practica debidamente, muchas veces logra disminuir el tirón que ejercen los tejidos conectivos sobre los huesos, permitiendo que se relajen y extiendan las fibras de los músculos y que se expandan los órganos.
  • Ejercicios aeróbicos: Para evitar la atrofia muscular
  • Osteopatía
  • Ejercicios de estiramiento

fibromialgia4

Calidad de vida

En la actualidad hay un gran número de personas con fibromialgia que realizan una vida normal. Sin embargo, si la enfermedad tarda en diagnosticarse o no se realiza la intervención adecuada, la calidad de vida del paciente va disminuyendo poco a poco.
La importancia de esta patología radica en que afecta a todos los ámbitos de la vida del paciente y éste puede llegar a desarrollar una discapacidad que incluso interfiera en su ámbito laboral. Según varios estudios, entre el 15 y el 20 y hasta el 50 por ciento de los pacientes tienen que dejar su trabajo.

Diagnóstico

El diagnóstico es clínico y se explora al paciente mediante análisis de sangre, radiografías y otras pruebas complementarias que permitan la exclusión de enfermedades con síntomas parecidos. El análisis ayuda a descartar otras enfermedades como el lupus, el hipotiroidismo o la artritis reumatoide y puede confirmarse que es fibromialgia cuando se detectan un conjunto de 18 puntos, denominados puntos dolorosos a la presión que suelen situarse en diversas áreas musculares del cuerpo como el cuello, codo, rodillas y pelvis.

¿Cuáles son las causas de la fibromialgia?

Las causas de la fibromialgia son desconocidas. Ciertos factores pueden estar relacionados con este trastorno.
La fibromialgia se ha relacionado con:

  • Acontecimientos estresantes o traumáticos, como accidentes automovilísticos.
  • Lesiones recurrentes.
  • Malestares o dolencias.
  • Ciertas enfermedades.

La fibromialgia se diagnostica más frecuentemente en individuos que padecen ciertas enfermedades. Estas enfermedades pueden compartir manifestaciones clínicas con la FM:

  • Artritis reumatoide
  • Lupus eritematoso sistémico (comúnmente llamado lupus)
  • Espondilitis anquilosante (artritis espinal).
  • Espondiloartropatías
  • Esclerosis múltiple
  • Hipotiroidismo
  • Neuropatías periféricas
  • Alteraciones estructurales mecánicas o degenerativas del raquis
  • Miopatía (metabólica o inflamatoria)
  • Polimialgia reumática
  • Trastorno depresivo mayor
  • Las mujeres que tienen a un familiar con fibromialgia tienen mayor predisposición a padecer de fibromialgia también.

Algunos científicos creen que el origen de la fibromialgia puede ser genético. Los genes pueden hacer que una persona tenga una fuerte reacción de dolor ante cosas que otras personas no consideran dolorosas.